REPARACIONES: RESGUARDO DEL DEPÓSITO, FACTURA Y PIEZAS DE REPUESTO

 

 

Es el documento acreditativo de que el aparato ha sido entregado y depositado en el S.A.T. Para la retirada del aparato, será precisa la presentación del resguardo por el usuario. El derecho a recuperar los géneros entregados en el S.A.T. para su reparación prescribirá a los tres años de su entrega.

 

Todo usuario se verá obligado igualmente a satisfacer el pago correspondiente a los gastos de almacenamiento a partir del plazo de 1 mes de la fecha en que debiera haber recogido el aparato.

 

 

 

Factura

 

Todos los servicios de asistencia técnica están obligados a entregar factura, en la que se detallarán las operaciones realizadas, las piezas de repuesto utilizadas y el tiempo de mano de obra empleado, con expresión de sus respectivos importes.

 

Los gastos de desplazamiento sólo podrán cobrarse una vez, aún cuando el servicio requerido afecte a diferentes elementos o fuesen necesarios varios desplazamientos para la prestación del servicio. No podrá cobrarse el desplazamiento motivado por servicios anteriores mal efectuados o por cualquier otra causa imputable al prestador.

 

 

 

Piezas de repuesto

 

Todas las piezas de repuesto deberán ser nuevas, excepto si el usuario da su consentimiento por escrito para que se utilicen piezas usadas.

 

El usuario tiene derecho a comprobar mediante justificación documental, el origen, naturaleza y precio de las piezas utilizadas en la reparación.

 

Todas las piezas de repuesto deberán servirse al cliente en un plazo no superior a 1 mes de la solicitud, para aparatos de importación; y no superior a 15 días para aparatos nacionales.

 

El SAT está obligado a entregar todas las piezas sustituídas, siempre que el aparato no se encuentre en garantía. Queda prohibida toda sustitución innecesaria de piezas, cuando suponga un incremento de costo para el usuario o degradación del aparato.

 

Todo SAT está obligado a dar servicio de piezas de repuesto durante al menos 7 años para las funcionales salvo en el caso de aparatos cuyo precio no supere los 60,01 euros, que será de 5 años, y 2 para las estéticas, contados a partir del cese de fabricación de ese modelo